The Dispatch – 19 Ene 1978

Si usted compara lo que realmente sucedió con lo que oye acerca de una mano de bridge, comenzara a apreciar el arte de contar historias. También puede comenzar a preguntarse acerca de los libros de historia.

Oeste dealer Este-Oeste vulnerable

Salida —  K

Sur falló la tercera espada, cobró los diamantes altos y falló un diamante en el muerto. Cobró los ases del muerto y jugó un trebol del muerto. Oeste ganó con el valet y trató de cobrar el rey de trebol. Sur fallo, sacó una ronda de triunfos y entregó una baza, reclamando su contrato.

-Deberías haber jugado la dama de trebol -dijo Oeste-, y luego seguir con la dama de espada. Asi obtenemos dos bazas de triunfo en lugar de una sola.

Miradas acusadoras

Todo el mundo miró acusadoramente a Este, pero yo entré en la charla.

Deberías hacer el contrato de todos modos. Le dije a Sur. «Después de fallar el diamante y cobrado dos ases del muerto, juega la última espada del muerto en vez de un trébol, descarta tu nueve de trebol y ahora la defensa no puede herirte»

Al día siguiente, el jugador que estaba sentado en Sur le comentó a un amigo cómo había jugado esta mano, se puso dramático al describir su juego de la última espada del muerto.

-Puede ser una buena mano para tu columna -comentó mientras cerraba su narración artística-, podría enseñarles a tus lectores una buena lección.