The Free Lance-Star – 25 Feb 1946

Contando las cartas conocidas en un palo, sumando las que fueron jugando los jugadores y luego restando ese total de 13- ese proceso simple constituye aproximadamente la mitad de todo el procedimiento conocido como la «lectura de cartas». Haciendo eso usted puede a veces decir positivamente que un cierto jugador tiene un as, rey o dama singleton. A continuación, puede usar esa información, viendo caer un honor o mediante el uso de una carta pequeña sacar de juego un as, por lo tanto, ahorrando sus propias cartas altas.

Dador: Este. Nadie vulnerable

En un torneo duplicado en dos mesas se produjo la misma subasta, y en cada una de ellas Oeste salio con el 2. Ambos declarantes jugaron la Q del muerto para tentar a este a poner el K. En una de las mesas Este hizo eso, y el A mató su honor. El declarante siguió jugando la Q al K y volvió el 2, la baza continuó con el J, K y el A. Después vino el 6 hacia la Q y en el J Sur descartó su ultimo diamante.

El 5 fue fallado por el 7 de Este y sobre-fallado por el 8. Sur entonces contó así: «Oeste tenía seguramente cuatro corazones para su doblo, yo tenía seis, así que no quedan mas que tres para Este, por su forma de subastar, él debe tener el A, que ahora esta singleton, puesto que él ha jugado corazon en dos bazas».

Así que salio de su mano jugando el 2 no su J, forzando el A. Este cobró su A, y siguió con el 5 para el fallo de Oeste. La vuelta del 8 fue fallada con el 4. El 7 saco de juego el 10, y las dos ultimas bazas fueron el 9 y el K. Contrato cumplido.

Churchill, S. Garton
Churchill, S. Garton

En la otra mesa, S. Garton Churchill un excelente defensor sentado en Este, leyó que el 2 mostraba exactamente 4 cartas, por lo que Sur tenia que tener solo una carta en ese palo. Esta carta tenia que ser seguramente el A porque si Oeste hubiera tenido el as, esa hubiera sido su carta de salida. Así que cuando el declarante puso la Q del muerto, Churchill jugó bajo. Eso le permitió que Sur no pudiera descartar un diamante perdedor en el J mas tarde y así derrotó el contrato.